Press "Enter" to skip to content

Elecciones en dos jornadas: ¿Cómo se resguardarán los votos?

El académico del Campus Santiago de la UTalca, Mario Herrera, se refirió a la seguridad de las urnas en los lugares de votación e indicó que en la historia reciente no hay antecedentes de plebiscitos en dos jornadas.

En el contexto de la doble jornada de votación que se desarrollará los días 10 y 11 de abril, uno de los mayores desafíos, además de la seguridad sanitaria de los electores, será el resguardo de los votos emitidos por los ciudadanos, lo que quedará en manos de las Fuerzas Armadas.

Este hecho representa un hito relevante, ya que no hay antecedentes en la historia de Chile reciente en relación con elecciones desarrolladas en más de un día, según explicó el académico del Centro de Análisis Político (CAP) de la Universidad de Talca, Mario Herrera. . “Al menos, desde el retorno a la democracia, no existe antecedentes de jornadas electorales que hayan estado separada en dos días. Esto podría suponer ciertos efectos, como estimular la participación electoral. Aunque lo que sugiere la teoría, es que en realidad la gente que tiene decidido ir a votar, acudirá, independiente si la elección es en uno o dos días, o si estamos en un contexto de pandemia o no”, recalcó el cientista político.

A juicio del docente de la Facultad de Ciencias Jurídicas y Sociales de la casa de estudios estatal, las urnas serán selladas y -posteriormente- abiertas durante el segundo día de votaciones y solo por los vocales de mesa respectivos. Agregó que el cuidado del recinto estará a cargo de personal de las Fuerzas Armadas, en tanto -resaltó- la protección del exterior del local es de responsabilidad de Carabineros.

Herrera, quien es académico del Campus Santiago de la UTalca, recordó que el motivo de la iniciativa legal que determinó la doble jornada de votaciones fue el proteger a las personas ante un escenario de emergencia sanitaria, y por cierto evitar aglomeraciones que pudieran poner en riesgo la salud de los ciudadanos, considerando que la elección supone la definición de varias autoridades nacionales, y por consiguiente dicha votación puede demorar más tiempo que lo usual.

Cabe consignar que la disposición en régimen faculta para que los apoderados de mesa puedan pernoctar en el recinto de votación correspondiente para “fiscalizar” que todo esté en orden en relación con el cuidado de los votos. Eso sí, no pueden quedarse en el lugar donde se ubican bajo resguardo las urnas selladas y los útiles electorales.

“El propósito de separar la votación en dos jornadas es netamente sanitario producto de los efectos de la pandemia de COVID-19. De acuerdo con las estimaciones, una persona se demorará aproximadamente cinco minutos en la cámara secreta para ejercer su sufragio. Recordemos que hay elecciones de alcalde, concejal, gobernador regional y convencional constituyente. En algunos casos, hay personas que recibirán las papeletas de los pueblos originarios.

Por lo tanto, el tiempo de los votos sería muy alto y lo más conveniente era separar el proceso en dos días”, agregó el experto.

Un comentario

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: