22.2 C
Linares
miércoles, abril 17, 2024
InicioLocalLinares: Vecinos del sector Chupallar aseguran que se encuentran en abandono después...

Linares: Vecinos del sector Chupallar aseguran que se encuentran en abandono después de la emergencia vivida en el invierno

Fecha:

Otras noticias

El presidente de la Junta de Vecinos del sector, César Sepúlveda, denuncia que los arreglos en la ruta L-429, camino El Carbonero, el que se está utilizando por el daño sufrido en el puente, no son suficientes para resistir un nuevo invierno. Además agrega que el material usado en la ribera del río, en el lugar donde se inundaron las casas, es removible por lo que también podría colapsar. Por otro lado, el dirigente informó que la ayuda prometida desde el municipio  de Linares para emprendedores, y la subvención para arreglos de caminos aún no se concretan.  

Su molestia han manifestado vecinos de la localidad de Chupallar, en la precordillera de Linares, a raíz de la situación que viven desde la emergencia suscitada durante el invierno pasado, producto de los frentes de mal tiempo que afectaron a la zona y a toda la Región del Maule.

A la falta de conectividad por problemas en el puente, se suma la urgente necesidad de resguardo en las laderas del APR que se encuentra suelta, y que requiere de un enrocado. Además, señalan que la quebrada Del Diablo no cuenta con obras de mitigación, por lo que podría volver a destrozar casas y caminos.

Por otro lado, la ribera sur del río (que se desbordó y destruyó casas), aún no cuenta con protección.

De la situación dio cuenta el propio presidente de la Junta de Vecinos del sector, César  Sepúlveda, quien explicó que “pasan los meses y ya se nos acerca nuevamente el invierno, y los avances no son los que uno esperaba. En algún momento, cuando ocurrió  toda  esta situación de emergencia en el invierno productos temporales, hubo  muchas ofertas de distintas autoridades, que iban  a trabajar en el ámbito de lo que era la conexión de nuestro sector, ya que estuvimos tres meses aislados, pero esto no ocurrió”.

En relación al puente de loza, que se ubica en la localidad, se les informó que este debiese estar construido recién en el año 2026 o 2027, por lo que deben transitar por el camino El Carbonero, ubicado en la ribera sur del río Ancoa, que conecta la ruta L-429 con el embalse viejo. “Esta ruta si bien tiene quebradas, las cuales en el invierno también son  grandes, nosotros  vemos que no se le están colocando, por ejemplo, las tuberías que corresponden a esa quebrada para poder llegar a tener una conexión real, ya que si  llueve en el invierno esas quebradas se van a llenar de agua”.

“El empalme de este, a  la ruta L-429, es por donde está el evacuador de crecida del embalse viejo, lo cual también dificultaría en caso de que lloviese mucho y se inundara esa zona donde está la copa de agua. El río rebalsaría  por esa zona y también terminaríamos aislados”, afirma.

El dirigente agrega que en el sector donde se inundaron las casas; ribera sur, 200 metros más arriba del puente, esta semana llegó personal de la DGA con maquinaria para hacer el encauzamiento del río, “pero seguimos sintiendo que ese material es removible, el cual en caso de que el río crezca se lo va a llevar igual, entonces yo creo que si vamos a invertir platas fiscales tienen que ser obras definitivas. Nosotros pensamos que en esa zona se debería hacer un enrocado consolidado”.

Además, Sepúlveda explica que en esa misma zona se encuentra el pozo del APR que abastece de agua a las localidades de Roblería y Chupallar, el que se ha visto afectado durante todos estos meses “producto de que en el primer temporal se desbordó una quebrada que está al interior de Chupallar,  rompió la red y también dejó el pozo a la deriva”.

Según relata el dirigente, a raíz de esta situación se está trabajando en otro pozo, pero este también se encuentra cercano a la misma zona donde se desbordó el río, por lo que si no se realiza un trabajo definitivo podría volver a colapsar.

En relación a las reuniones sostenidas con las autoridades, el presidente de la Junta de Vecinos informó que en el momento de la emergencia se les dijo que se iba a mantener informada a la comunidad y que los trabajos se realizarían de manera rápida, pero de parte del Ministerio de Obras Públicas no ha habido respuesta a las  comunidades, por lo que ha sido un tema agotador para los dirigentes. “Quedamos al medio entre las entidades públicas, los políticos y la comunidad”, acotó.

A pesar de ello, se están gestionando futuras reuniones con las autoridades para que se les pueda informar respecto a los avances y si se va a llegar, en la fecha establecida, con las respuestas  que se requieren.

Por otra parte, el dirigente es claro en señalar que otro de los temas que les preocupa a los vecinos es el ofrecimiento que hizo el alcalde de Linares, Mario Meza, a las comunidades del sector. Uno de ellos relacionado con la entrega de recursos para los emprendedores de la zona, gracias a un porcentaje de lo recaudado en la Fiesta de la Chilenidad, recursos que aún no llegan.

“También desde el municipio nos ofertaron el apoyo para mejorar los caminos vecinales, cuya subvención aún no llega. La situación desde el invierno en adelante ha sido engorrosa, han sido ofertas que no se han cumplido y yo creo que no está bien eso”.

Finalmente, Sepúlveda detalló que en estos momentos, entre los kilómetros 4 y 5, de la ruta L-429 hay socavones a raíz de que el río rompió el talud de la carretera. “Es preocupante porque hoy en día está subiendo mucho turista a la zona y no hay señalética en ese sector, no hay información para el turista que dé aviso. Solamente hay unas huinchas, unos letreros que escribió un vecino. En esa zona se está desprendiendo la carretera en sí, y creemos que puede pasar algún accidente mayor, que sería muy lamentable, porque esto lo venimos denunciando hace mucho tiempo”, cerró.

Anunciospot_img

Lo último