Press "Enter" to skip to content

Especialista advierte que aumento de obesidad detectado en escolares será difícil de tratar en pandemia

La académica de la Universidad de Talca, Emilia Giacaman, analizó el Mapa Nutricional Junaeb 2020 que muestra el incremento de 23,5% a 25,4% en la obesidad de niños y niñas que forman parte de los programas de alimentación de dicho organismo.

Uno de los datos indica que los varones de primero medio tienen un mayor incremento de peso que las niñas, un hecho que la profesora atribuye principalmente a una situación cultural, que debería cambiar.

Entre las recomendaciones entregadas por la profesora de Nutrición y Dietética se encuentra que existan horarios más establecidos en las colaciones y comidas, para evitar un consumo excesivo de alimentos.

El Mapa Nutricional Junaeb 2020 detectó un importante impacto de la pandemia en el aumento de la obesidad y sobrepeso de escolares que forman parte de sus programas, es decir, niños y niñas que normalmente accedían a alimentación en sus establecimientos educacionales y que durante el año pasado producto del cierre de sus colegios, pudieron solamente contar con las cajas de alimentos entregadas por la entidad gubernamental.

Es así como en el estudio, dado a conocer hace unos días, se detectó el incremento de 23,5% a 25,4%, en la obesidad de los menores, en comparación al 2019, siendo los más afectados los estudiantes de cursos más pequeños.

“Se mantiene una tendencia en relación a años anteriores en este aumento de obesidad. Se buscaba que existiera alguna modificación positiva, considerando la implementación de estrategias y programas que el gobierno ha generado, pero lamentablemente por la pandemia, el encierro y además porque ahora muchos padres tienen menos recursos para alimentar bien a sus hijos, se mantuvo este aumento de la obesidad”, explicó la académica de la Escuela de Nutrición y Dietética de la UTalca, Emilia Giacaman.

Lo más complejo, de acuerdo con la profesora, es que considerando que se mantendrá la educación a distancia durante este año, este aumento de obesidad y sobrepeso no mejorará, ya que las estrategias que se pueden realizar y que definió la Junaeb son principalmente presenciales.

“Todas las estrategias que se están proponiendo como huertos escolares, fomento de actividades al aire libre, planificación de preparación y los laboratorios gastronómicos que ha desarrollado la Junaeb y que ayudan a la modificación de minutas para que tengan una mejor aceptabilidad por parte de los alumnos, son estrategias que se deben implementar en el colegio”, manifestó.

La profesional agregó que además es complejo implementar actividades remotas, ya que se debe considerar que las familias más vulnerables no cuentan con acceso adecuado a Internet y a dispositivos electrónicos. “Habrá que esperar a que la pandemia termine luego para que se puedan llevar a cabo de mejor manera esta entrega de conocimientos a las familias”, precisó.

Análisis de casos

El mapa muestra que en los cursos superiores, los niños presentan un aumento superior al de las niñas en cuanto a su peso. La académica atribuye esto a una problemática cultural, que debería ir cambiando. “Hay una tendencia, en especial en los sectores más vulnerables, donde tienden a pensar que el hombre debe comer más, independiente de la edad que tenga. Por ello se da que los volúmenes de alimento en los niños son mayores, a lo que se suman acciones culturales como servirle antes el plato de comida a los varones”, afirmó la académica, quien enfatizó que esto no ocurre en los colegios, donde los niños y niñas reciben el mismo volumen de alimentación, con un volumen calórico adecuado.

Esta situación cultural y de falta de información en los padres se repite en los más pequeños, que tienen el mayor porcentaje de aumento en su peso, el que podría deberse, de acuerdo a Giacaman, a que ellos no tienen autonomía para consumir sus alimentos, por lo que dependen directamente de lo que les entreguen sus padres o tutores.
La académica señaló que es importante observar que se entrega como alimentación a niños y niñas y que existan horarios más establecidos en las colaciones y comidas, para evitar un consumo excesivo de alimentos.

Un comentario

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: