Press "Enter" to skip to content

Diputado Prieto y aprobación de proyecto que inhabilita a quienes ejerzan funciones al interior de una organización deportiva

“No podemos permitir que las cúpulas trabajen haciéndole daño a nuestros deportistas”

El parlamentario por el Maule sostuvo que es hora de corregir la institucionalidad deportiva que ha atravesado por un proceso ambivalente y bastante extraño

La Cámara de Diputadas aprobó, por unanimidad, un proyecto que modifica la Ley 19.712 del Deporte, para imponer a quienes ejerzan funciones al interior de una organización deportiva, la pena accesoria de inhabilitación absoluta perpetua para el desempeño de tales cargos o funciones, en caso de incurrir en los delitos de corrupción.
Al respecto, el diputado independiente Pablo Prieto aseguró que “si bien nuestros deportistas han obtenido logros que nos enorgullecen y aquí no sólo hablo del fútbol y la generación dorada, sino también de muchos otros deportes como la natación, las artes marciales, del basquetball en sus categorías menores y muchos otros, al mismo tiempo y casi en paralelo ha habido escandalosos hechos de corrupción y falta de probidad en la dirigencia y en la administración deportiva, casos bastante conocidos como el del ex presidente de la ANFP, las repercusiones de estos hechos a nivel internacional”

Por esta razón, el legislador fue claro en sostener que “este proyecto que aprobamos ha innovado un aspecto legislativo importante de como es instaurar una pena accesoria para aquellos dirigentes deportivos que sean condenados por los delitos de corrupción entre privados, delitos en procedimiento de quiebra y por el delito de estafa, quienes quedarán además inhabilitados de por vida para desempeñarse como dirigentes deportivos al interior de una organización deportiva o ejercer algún cargo o labor dentro de ella”.

Y es que a juicio de Prieto esta clase de legislación coloca a la gestión deportiva en un piso cada vez más similar a la gestión profesional, por ejemplo, de empresas o corporaciones privadas, lo que es del todo obvio si necesitamos profesionalizar esta importante función.

En concreto, subrayó que la sanción deportiva incluye la privación de todos los cargos, empleos, oficios y profesiones ejercidos en organizaciones deportivas; la incapacidad para obtener los cargos, empleos, oficios y profesiones en organizaciones deportivas, perpetuamente, y ejecutoriada la sentencia definitiva, el tribunal la comunicará al Instituto Nacional del Deporte.

Finalmente, el diputado Prieto hizo un llamado a sus pares del Senado a legislar con prontitud y celeridad una materia fundamental para el país como es el deporte, porque “no queremos mas que nuestros deportistas estén solos, que mientras ellos entrenan y trabajan a diario para obtener sus logros, los dirigentes y gestores se dedican a acciones reñidas por la probidad, empañando el logro deportivo que es lo que debe inspirar a los niños y  jóvenes de Chile.

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: