Press "Enter" to skip to content

Dirección del Trabajo emite pronunciamiento sobre impacto de la emergencia sanitaria por el Coronavirus en las relaciones laborales

Cumpliendo el llamado de colaboración para atender la emergencia de salud pública decretada por la Organización Mundial de la Salud a otras  entidades públicas en el ámbito de sus competencias, la Dirección del  Trabajo con fecha 06 de marzo de este año emite un pronunciamiento al  respecto mediante el Dictamen 1116/4.

El Dictamen de la Dirección del Trabajo señala el deber general de protección del empleador
que se encuentra estipulado en el artículo 184 inciso 1° del Código del Trabajo que dispone:
“El empleador estará obligado a tomar todas las medidas necesarias para proteger
eficazmente la vida y salud de los trabajadores, informando de los posibles riesgos y
manteniendo las condiciones adecuadas de higiene y seguridad en las faenas, como también  los implementos necesarios para prevenir accidentes y enfermedades profesionales(..) Deberá  asimismo prestar o garantizar los elementos necesarios para que los trabajadores en caso de  accidente o emergencia puedan acceder a una oportuna y adecuada atención médica, hospitalaria y farmacéutica”.

Las manifestaciones de este deber general de protección incluyen tanto la obligación de
proporcionar efectiva y oportunamente a los trabajadores información actualizada que emane  de la autoridad sanitaria u otra competente que diga relación con la prevención y contención  del virus como el control eficaz de las medidas al interior de la empresa a objeto de lograr la  real aplicación de las mismas entre los trabajadores.

Con el objetivo de la prevención y el cuidado, nada obsta a que las partes de la relación
laboral acuerden la prestación de servicios a distancia, en el domicilio del trabajador u otro
medio alternativo, en tanto ello sea posible según las condiciones del lugar y la naturaleza del trabajo que se realiza, señala la Dirección del Trabajo en el dictamen.

En el caso que la autoridad sanitaria haya emitido una licencia médica como medida
preventiva de aislamiento de una persona por sospecha de estar infectada por la enfermedad,
aunque no haya presentado síntomas, permitirá al trabajador justificar su inasistencia.
En relación al pronunciamiento la Directora Regional del Trabajo de la región del Maule Pilar  Sazo señaló,“instamos como Dirección del Trabajo a que los empleadores del país y en
particular los de esta región a que frente a esta emergencia sanitaria tomen las medidas
necesarias para proteger a sus trabajadores, teniendo en cuenta las indicaciones realizadas
por el Servicio en este dictamen”.

Por último, el dictamen informa a los empleadores, que en la virtud de la obligación de velar  por la seguridad y salud de sus trabajadores, deberán implementar todas las medidas de  prevención tendientes a colaborar en la eventual emergencia sanitaria que pudiere producir en  la población trabajadora la propagación del coronavirus en los lugares de trabajo, las cuales no podrán importar una vulneración de los derechos que garantiza la ley, así como tampoco  amenazar el principio de estabilidad en el empleo que inspira el orden laboral..

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: