Press "Enter" to skip to content

Equipo de nadadores maulinos del “Cem” mejora aspectos técnicos

Un reducido grupo de jóvenes deportistas, tras varios días de practica en el medio acuático fueron evaluados de manera individual, obteniendo un nivel satisfactorio en sus estilos después de varios meses de preparación online.

Con un aforo máximo de 10 personas, 9 deportistas y su técnico, se encuentran entrenando en la Piscina abierta Fiscal de Talca, el equipo de nadadores, damas y varones del Programa Crecer en Movimiento (CEM) que financia y ejecuta Mindep-IND.

​Se trabajó en recobrar el nivel de cada uno, después de estar trabajando de manera online enfatizando la condición física de éstos.

En el proceso acuático se insistió en los cuatro estilos de nado, crol o libre, mariposa, espalda y pecho.

​Sobre el particular, la Seremi del Deporte, Alejandra Ramos Sánchez, explicó “nuestro equipo CEM ha vuelto a utilizar la piscina abierta fiscal en clases prácticas permitiéndoles demostrar sus capacidades y avances, después de haber entrenado en 2020 en sus hogares a través de clases online. En la ocasión, se unieron los clubes deportivos de la ciudad y formaron un solo grupo para recibir las indicaciones de sus profesores y técnicos y mantenerlos en buenas condiciones físicas. Ahora que han vuelto al ´agua´, muy felices, se visualizó que en cuanto a condición física están en sus niveles y ello les ha permitido que sus estilos fueron mejorados rápidamente. Continúan a la espera que en algún momento el calendario de eventos sea abierto”, dijo la autoridad del deporte regional.

​En efecto, los especialistas aseguran que el nadador “se hace y se forma” en el medio acuático.

​Mejora los fundamentos y estilos de este deporte practicando en piscina.

​El profesor de CEM, Pablo Suárez indicó “se está haciendo principalmente trabajo de ´pateo´, de coordinación… para que vuelvan a sentir el agua. Estuvieron mucho tiempo sin venir a nadar, entonces estamos realizando trabajos simples. Ha sido positivo. Los niños trabajaron durante todo el año 2020 en preparación física y ahora, muy contentos por volver a nadar”.

​Por norma sanitaria, el entrenamiento no puede superar los 60 minutos.
​Una vez concluida la clase, el personal del recinto procede a sanitizar el lugar para dejarlo en condiciones de ser utilizado nuevamente.

Agregó el profesor Suárez, que el equipo de nadadores estaba ansioso por el regreso al agua «es fundamental, ya que es un medio distinto a los tradicionales, como una pista atlética, una cancha de fútbol, etc. Es totalmente distinto, así que los niños no tenían la posibilidad de nadar durante su confinamiento, salvo los que tengan piscina en su casa.

Esto ha sido muy bueno para ellos. Actualmente estamos reforzando los cuatro estilos de la natación, crol, espalda, mariposa y pecho”.

​Su impresión tras un diagnóstico individual, es que los nadadores regresaron en similares condiciones “están bastante nivelados. Hay algunos, sí, en una técnica, están más adelantados que otros, pero en general como grupo, están nivelados”, concluyó.

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: